Certificado Energético: año y medio después

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Después de año y medio del establecimiento del Certificado Energético, en julio de 2013, lamentablemente el saldo no es favorecedor a la medida oficial. Según Tinsa Certify se estima que sólo el 6% de los edificios y el 2,5% de las casas lo han tramitado y, lo que es peor, de los 36.500 Certificados Energéticos emitidos por la empresa, el 95% de los inmuebles suspende con calificaciones de E,F y G (las más bajas), apenas un 1,29% obtiene las más altas, A,B y C. Es evidente que estos resultados justifican la urgencia en la implementación del documento.

Otros voceros del sector aseguran que el gran público no se ha avocado a la obtener el Certificado de Eficiencia Energética por diversas razones. Una de ellas es la variedad de precios que van desde 35 hasta poco más de 100 euros que hacen dudar a los propietarios sobre la seriedad de estas ofertas y la otra razón que argumentan es que la colectividad no conoce los beneficios de obtenerlo, no sólo para el medio ambiente, sino también para mejorar el patrimonio familiar.

En este sentido, los administradores de fincas Egeda, recuerdan que una baja calificación en el Certificado Energético repercute negativamente en el valor de un inmueble porque el comprador o inquilino deberá gastar más dinero para calentar la casa en invierno y refrescarla en verano y ello ajustará el precio, en contraposición una vivienda que obtenga un “notable” se revalorizará, esto es lo que sucederá en un futuro cercano.

certificado de eficiencia energética de edificios

El certificado energético puede revalorizar tu inmueble

En otro contexto, algunas comunidades autónomas, que son las encargadas de gestionar el Certificado Energético, no están contentas con el escenario actual y ya han fijado multas a propietarios y empresas. Por una parte, han dispuesto multas de 600 euros a quienes vendan o alquilen una finca sin el respectivo certificado, y por otra se penaliza también a las empresas dedicadas a su elaboración con sanciones que van desde 2.000 hasta 6.000 euros por falsear datos o por realizar el documento de forma incorrecta: online, incompleto, con información irrelevante o ausencia de datos claves como los puntos de la vivienda por donde se producen fugas de calor o frío y la omisión de recomendaciones del experto al que el dueño de la casa para que este pueda corregir los fallos y aumentar la eficiencia energética de la vivienda o el edificio.

Como ves parece que este año las autoridades serán más exigentes en cuanto al cumplimiento del del Certificado Energético, así que si estás pensando en vender o alquilar será mejor que lo obtengas para evitar tener que recurrir en un futuro a abogados inmobiliarios.

Si en tu casa o en tu comunidad no saben como iniciar la tramitación del Certificado Energético, pueden optar por consultar a los administradores de fincas quienes se pondrán en contacto con los arquitectos e ingenieros que están homologados para realizar el estudio exhaustivo que ello supone para posteriormente emitir una calificación y el certificado propiamente dicho, desconfía de los técnicos que ofrecen certificados online baratos porque el especialista tiene que visitar el inmueble para poder analizarlo y valorar su situación de consumo energético.
Fuente: Cinco Días

(Visited 10 times, 1 visits today)
Facebooktwittergoogle_pluspinterestrss

Comparte tu opinión