Las casas prefabricadas de madera son sostenibles y pueden satisfacer gustos muy diferentes