Qué es una cédula de habitabilidad

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Qué es una cédula de habitabilidad, cuándo es necesaria y cómo se obtiene, son preguntas que responderemos en este artículo

Antes de dar respuesta a qué es una cédula de habitabilidad, hay que saber cuándo nos la suelen solicitar. Normalmente nos encontramos con que alguien nos dice que necesitamos dicho documento antes de vender o alquilar una casa, al contratar los suministros de luz, agua o gas y también en caso de solicitar una hipoteca o por reagrupamiento familiar de extranjeros en una vivienda.

Qué es una cédula de habitabilidad

La cédula de habitabilidad es un documento administrativo que otorga el Ayuntamiento del Municipio, en el cual  se certifica que una casa reúne las condiciones básicas para ser habitada, por eso es un documento que se solicita en los casos mencionados anteriormente.

Cómo obtener la cédula de habitabilidad

Ya sabemos qué es una cédula de habitabilidad y en qué casos es necesaria; ahora sepamos qué papeles hacen falta para solicitarla:

• Copia de la escritura o contrato de alquiler de la vivienda.
• Un recibo de agua y luz antiguo o un certificado de las compañías de que la casa reúne condiciones de solicitar estos servicios.
• Recibo de contribución del último periodo.
• Fotocopia del DNI o acreditación del solicitante.
• Impreso normalizado del Ayuntamiento cumplimentado.
• Justificante de pago de las tasas del Ayuntamiento.
• El informe de un arquitecto o arquitecto técnico de que la casa reúne las condiciones necesarias para vivir en ella; es decir, un certificado de habitabilidad.

Una vez preparada y cumplimentada toda esta documentación, sólo queda presentarla y solicitar la cédula de habitabilidad en el registro de entrada del Ayuntamiento. Tardará alrededor de un mes en llegarnos por correo, pero ya con la solicitud sellada por el Ayuntamiento podemos hacer uso del documento para solicitar los servicios básicos, vender o alquilar nuestra casa.

Tipos de cédula de habitabilidad

– Cédula de habitabilidad de primera ocupación: se tramita para casas nuevas.

– Cédula de habitabilidad de primera ocupación de rehabilitación: para casas rehabilitadas, como por ejemplo, una casa que ha sido ampliada.

– Cédula de habitabilidad de segunda ocupación: se tramita para casas ya construidas pero que necesitan renovar la cédula porque está caducada. Generalmente, los propietarios la tramitan para vender o alquilar una casa.

cédula de habitabilidad necesaria para alquilar o vender

Importante antes de solicitar la cédula de habitabilidad

Antes de solicitar la cédula de habitabilidad, compruebe que la suya no está vigente. La media de vida burocrática de este documento suelen ser 15 años, en general, aunque puede variar según la comunidad autónoma. Pero, además, durante ciertas épocas se modificó el tiempo de vigor; a saber: las concedidas antes de 2004 caducan a los 10 años, las que se otorgaron después de ese año hasta el 2012 cuentan con 15 años de prevalencia, las asignadas en el 2013 permanecen vigentes durante 25 años. Por otro lado, las correspondientes a segunda ocupación o rehabilitación del inmueble duran 15 años.

(Visited 63 times, 1 visits today)
Facebooktwittergoogle_pluspinterestrss

Comparte tu opinión