La calefacción solar como alternativa sostenible a los combustibles fósiles

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

calefacción solar en casa

Comenzaré mencionando dos hechos ciertos y comprobables que explican por sí solos la importancia de contar con la calefacción solar en nuestras casas:

1-Las emisiones de CO2 no paran de crecer

-Las emisiones mundiales de dióxido de carbono, CO2, aumentaron en  2018. Se estima que habrían ascendido hasta una cifra récord de más de 37.000 millones de toneladas.

El dato proviene del Proyecto Global de Carbono, una iniciativa liderada por el científico Rob Jackson en la Universidad de Standford de Estados Unidos, y estaría referido a las emisiones de CO2 producidas por combustibles fósiles, fuentes del 90% de emisiones producidas durante todas las actividades que realizamos diariamente.

El incremento de emisiones provenientes de energías fósiles en 2018 sería de 2,7% con respecto a 2017, año en el que a su vez ascendieron en 1,6% comparadas con el año anterior.

Esta noticia negativa para el medioambiente, sucede así a pesar del “parón” que se le ha dado al carbón y del crecimiento de las energías renovables.

Hay que mencionar que el dióxido de carbono es uno de los principales gases responsables del efecto invernadero que ha producido el calentamiento global y con ello el cambio climático.

A pesar del compromiso de cientos de países de prevenir el ascenso de la temperatura en 2 grados (niveles preindustriales), parece que sus esfuerzos han sido insuficientes para al menos estabilizar las emisiones de gases contaminantes.

2-La energía eléctrica es cada vez más cara

Desde aproximadamente 2009 el coste de la energía eléctrica, expresado en el recibo de la luz, marca una línea quebrada con altibajos leves, pero con un claro trazo ascendente.

Esto a pesar de unas pocas iniciativas que buscaban que los picos de subidas en el precio no afectara al consumidor final, otro tanto sucede con el gas.

Según las entidades de la Mesa del Tercer Sector, los precios de la luz y el gas han aumentado en un 66,7% en los últimos 10 años.

Por otra parte, un informe de Ecoserveis, mientras los precios de estas energías tradicionales no han parado de aumentar, los salarios se han mantenido estables por lo que el porcentaje de ingresos familiares que se dedican a pagar estos servicios es cada vez mayor.

De hecho, la asociación asegura que el gasto energético doméstico en España aumentó un 40% más que el nivel de vida de la última década.

El encarecimiento sistemático de la energía eléctrica y del gas ha generado la imposibilidad de algunas familias de acceder a las mismas para calentar sus hogares en invierno, originando la pobreza energética que la bonificación social no ha solucionado.

La calefacción solar como salida para disminuir la dependencia de las energías tradicionales

La calefacción solar es la que se origina del aprovechamiento de la luz del sol para generar calor y calentar agua o producir electricidad mediante placas solares para tu casa en Litio Solar.

Desde nivel doméstico, en nuestras casas, o a nivel más colectivo incluyendo edificios de viviendas o municipios enteros, la calefacción solar supone la explotación de un recurso renovable como el sol para garantizar el abastecimiento de calor y energía eléctrica.

Beneficios de la calefacción solar

-La calefacción solar tiene como fuente al sol, un recurso limpio, inagotable y respetuoso con el medioambiente, por estas razones decimos que es sostenible.

-Las instalaciones de calefacción solar no contaminan, no emiten gases tóxicos que generen más calentamiento global, no contaminan el agua o el suelo.

-Uno de los beneficios principales de la calefacción solar es que se puede aprovechar en zonas aisladas en las que no hay acceso a la red general, lo que se traduce en una mejor calidad de vida para los habitantes de pueblos y ciudades alejados de los núcleos urbanos donde se encuentran todos los servicios.

La calefacción solar puede reducir hasta el 70% el impacto sobre el cambio climático en comparación con la de gas.

-La adopción de la calefacción solar nos aporta autonomía de la red general y dependiendo de la instalación, podemos llegar a ser totalmente o parcialmente autónomos, reduciendo o eliminando el recibo de la luz.

-El crecimiento de la adopción de este tipo de calefacción reduce progresivamente la dependencia de los combustibles fósiles, lo cual vendría muy bien a la economía de España.

-Los paneles solares son fáciles de mantener, puede que con 2 o 3 limpiezas anuales sea suficiente para que tengan un buen rendimiento.

Desventajas de la calefacción solar

-Un punto en contra es la inversión inicial. Debemos hacernos con las placas solares (en la cantidad y potencia conveniente según las necesidades de nuestra familia). También dependerá si queremos una instalación de autoconsumo o para una vivienda aislada.

Adicionalmente, hacen falta un inversor, cables y cuadros eléctricos, el soporte para los paneles solares o fotovoltaicos y regulador de batería y baterías (indispensables en las instalaciones aisladas).

Según los expertos, esta inversión se amortigua en 5 años pero el ahorro en emisiones no tiene precio para el planeta.

También debemos tener en cuenta que hay ayudas oficiales para financiar las instalaciones de calefacción solar y energía fotovoltaica y aunque ha disminuido con el tiempo, es prudente revisar qué ayudas ofrece cada región.

-A pesar de que los precios de la tecnología de energía solar han bajado, aún son altos y son asequibles para la mayoría.

-Si la fuente de energía es el sol, es lógico que la calefacción solar sea más apropiada para aquellos lugares donde hay más horas de sol pues es allí donde la instalación funcionará con mayor rendimiento y efectividad.

Ya que el sol no incide de la misma manera, ni la misma cantidad de horas en todas las ubicaciones, es más apropiado explotar las instalaciones solares en climas desérticos o semidesérticos con cielos despejados y baja humedad atmosférica.

Es decir, que no son instalaciones orientadas a ciertas regiones con unas características específicas.

-Si deseamos una autonomía mayor necesitaremos adquirir baterías para almacenar la energía. Esto encarece la instalación, pero por otra parte, si no hay sol, no hay energía, así que las baterías pueden ser muy convenientes.

-Las instalaciones de paneles solares térmicos o fotovoltaicos ocupan espacio, si no los podemos instalar en el techo, seguramente nos “robarán” un buen espacio del patio.

(Visited 147 times, 1 visits today)
Facebooktwittergoogle_pluspinterestrss

Comparte tu opinión