¿En qué habitaciones se adaptan más los pisos de madera?

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

pisos de madera para revestir el suelo de las casas

Hay partes de una casa que influyen mucho en cómo lucen y qué sensaciones transmiten. De hecho, cuando vamos a comprar una casa nos fijamos en cocina, baño, techo y en los pisos, y seguramente del estado de estos afectará nuestra decisión de alquilar o comprar una vivienda.

Hoy nos centraremos en los pisos y haremos un repaso por los pisos de madera como una propuesta natural, por un lado y práctica por otra. Veamos a qué me refiero.

Pisos de madera

Los pisos de madera son uno de los más populares debido la belleza de este material orgánico que aporta belleza y elegancia, además de que combina bien con diversos estilos y crean una sensación agradable de confort y calidez.

Desde sus inicios hasta la actualidad, los suelos de madera han evolucionado y encontramos muchos tipos y marcas aunque explicaré los que encontramos más habitualmente en el mercado.

Pisos de madera: Tarima

Se trata de un piso formado por una estructura de rastreles sobre los que se clavan las tablas de madera maciza con un diseño a nuestro gusto. Para la instalación de tarimas se utilizan, maderas nobles debido a la alta resistencia de las mismas y porque la pisada es más suave en este tipo de maderas.

A favor de la tarima diré que su aspecto es más natural que otro tipo de pisos de madera aunque su coste es mayor y la instalación es más compleja, por ello se asocia más a la construcción de casas nuevas.

Otra ventaja de la tarima es que podemos aprovechar la estructura para instalar aislantes térmico y acústico naturales que mejorarán la eficiencia energética de nuestra vivienda.

El parqué

Por otro lado encontramos el parqué que está conformado por una tablilla de madera maciza de 2,5 mm o de varias capas: barnizado, madera maciza, una capa de diversos materiales para dar estabilidad y una base que suele ser de chapa.

El parqué puede ser encolado directamente al suelo que debe estar totalmente nivelado, o también es posible que no esté pegado al suelo con adhesivos especiales, sino que las tablillas estén sujetas mediante uniones mecánicas (es lo que comúnmente se le llama tarima flotante).

Los pisos de madera natural suelen ser de roble, nogal o caoba entre otros. El roble es el más común por su abundancia en la naturaleza, su dureza y el atractivo de sus vetas. Ver más.

Pisos laminados

Los pisos laminados nacieron como una solución a los suelos de madera tradicionales. De hecho no se trata de madera natural sino de fibra de madera u otros materiales sintéticos con los cuales se le imita.

El objetivo fue lograr un revestimiento muy resistente al desgaste y a las ralladuras pero que aportara la belleza de la madera a la decoración de nuestras casas (también hay pisos laminados para uso en comercios).

La primera capa, la que vemos, es transparente y altamente resistente (incluso ignífuga en algunos modelos), por debajo de esta hay un material que imita la madera y puede haber una o dos capas más: una de aislante acústico y, en algunos casos, una capa que da amortiguación a las pisadas y/o algún material que aumenta la resistencia a la humedad.

¿Qué piso de madera escoger?

El tipo de piso de madera depende no solo de nuestro gusto sino también de los miembros de nuestra familia y sus diferentes actividades.

En el caso de las tarimas de madera, se recomiendan para las casas en construcción o para reformas desde cero de casas construidas debido a la complejidad de su instalación.

Como ventaja de los piso de madera tipo tarima diré que se pueden restaurar (acuchillar y lijar) cuando el paso del tiempo les ha desmejorado. Además su aspecto es muy natural por lo que es el piso ideal para los amantes de la madera.

Por otra parte, el parqué de madera o combinado es una buena alternativa si te agrada la madera pero puede ser menos resistente a las ralladuras y a la humedad. Es más propio para quienes buscan madera pero no quieren las complicaciones y los precios de las tarimas de madera noble.

Los pisos de parqué de madera se pueden restaurar si la capa superior es suficientemente gruesa para permitirlo, es más difícil recuperarlos si tienen varias capas.

Por su parte, los pisos laminados, aunque no son de madera natural tienen su apariencia pero a su vez resisten más las ralladuras y la humedad. Son ideales para familias con mascotas y niños pequeños.

¿Debemos poner pisos de madera en toda la casa?

Difícil respuesta. Debo decir que me decanto por la continuidad visual, es decir, revestir todo el suelo con pisos de madera, me parece que se ve más bonito.

Hoy día se pueden cubrir todas las habitaciones de casa con pisos de madera, empezando por las más tranquilas como los dormitorios, pasando por las más transitadas como los pasillos y hasta en aquellas donde hay agua presente.

Actualmente, conseguimos en el mercado pisos de madera hidrófugos (que repelen la humedad) que podemos instalar incluso en las zonas más húmedas de casa como la cocina y el baño,  con lo cual no es necesario combinar dos tipos de pisos (de madera y cerámicos) que son difíciles de combinar y que no siempre se ven bien

En estos casos en los que preferimos la continuidad visual, son recomendados los pisos laminados especialmente resistentes al agua para instalar en cocina y baño.

Según la clasificación de los pisos, en hogares se debe utilizar una categoría 33 y AC3 como mínimo. Está claro que si para familias numerosas, con mucha actividad en casa y con mascotas, es mejor un AC4 (una clasificación que indica la resistencia a las ralladuras y va de AC1 a AC5).

Adicionalmente,  con un piso de 8mm de grosor con capacidad hidrófuga para revestir las zonas  húmedas estaremos más tranquilos.

Como vemos, el mercado de pisos de madera nos ofrece sobradas posibilidades para conseguir el revestimiento ideal para los pisos de nuestras casas.

Bono: Un par de consejos…

1-Asegúrate de colocar algún aislante acústico por debajo del piso de madera para insonorizar las pisadas y evitar el sonido hueco que se produce en instalaciones sin aislante. El corcho es un excelente aislante acústico y térmico natural y ecológico.

2-Limpia tus pisos de parqué con un limpiador neutro y no con lejía. Con el tiempo la lejía elimina la capa protectora del piso y su brillo desaparecerá.

(Visited 53 times, 1 visits today)
Facebooktwittergoogle_pluspinterestrss

Comparte tu opinión