Balas de paja adecuadas para la construcción de casas

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Conoce a continuación cómo deben ser las balas de paja perfectas para construir casas sostenibles.

Aislamiento térmico de casas con pacas de paja.

La crisis económica ha dado un empuje a la construcción alternativa de viviendas, entre ellas las casas de balas de paja, que por sus bajos costes, rapidez y facilidad de construcción, es una opción apreciada por los autoconstructores.

Pero antes de emprender un proyecto de construcción de casas con balas de paja, es bueno saber qué balas son convenientes para ello.

  • Para la construcción de casas puede usarse cualquier tipo de paja: trigo, cebada, centeno o cualquier otro cereal, preferiblemente con un tallo de 15 cm o más y una altura de 40 cm aproximadamente.
  • En peso, cada bala debería  tener entre 16 y 30 kg, estando tan densas y compactas como sea posible. Esta labor la hace el proveedor mediante una máquina para comprimirlas, con lo cual la bala de paja para construcción debe tener un tercio del volumen por encima que la paja habitual (para otros usos).
  • Las balas deben estar muy bien atadas para que la paja no se mueva,  son mejores los cordeles de plástico antes que los metálicos o las fibras naturales porque son más resistentes y duraderos. Las balas pequeñas de 60 cm de ancho o menos deben tener dos ataduras,  y las de un 1,00 m deben atarse en cuatro puntos diferentes.
  • Al comprar las balas debe indicársele al proveedor que se necesitan sin semillas del cereal pues podrían germinar y crecer lo cual, obviamente, no es la idea.
  • Es muy importante que tengan las mismas dimensiones. La proporción recomendada es que el largo duplique el ancho y hasta un poco más. Por ejemplo, balas medianas, con dos líneas de ataduras pueden ser de 1,10 x o,45 m y las balas mayores de 2,00 x 1,00 m.
  • Las balas de paja para construir casas residenciales u obras menores  beben estar bien secas y deben conservarse bajo techo durante la construcción o cubrirse bien con plástico si van a permanecer a la intemperie.
  • No deben humedecerse para prevenir la aparición de bichos como hongos o bacterias. Para ello deben tener un nivel de humedad inferior al 15 por ciento  y la humedad relativa no debe superar el 70 por ciento.
  • No es importante si una bala es vieja o recién hecha, lo importante es que esté seca, no tenga semillas y tenga el tamaño adecuado.
Facebooktwittergoogle_pluspinterestrss

4 Comments

Comparte tu opinión