Alimentos transgénicos, polémica y “beneficios”

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedintumblrmail

Los alimentos transgénicos tan polémicos, según sus detractores pueden ser perjudiciales para la salud y sus defensores aseguran que son la solución a las hambrunas.

alimentos transgénicos

Maíz transgénico

Los alimentos transgénicos han sido perseguidos por la polémica desde su nacimiento porque, al ser alimentos manipulados genéticamente, sus detractores, entre otras cosas, dicen que su consumo puede tener consecuencias desconocidas para la salud a medio o largo plazo.

Por otra parte,  sus defensores dicen que pueden ser una solución a la escasez de alimentos en ciertas partes del planeta o ante la cada vez mayor demanda de comida de una población creciente en el mundo. Conozcamos mejor todas las posibles desventajas y beneficios de los alimentos transgénicos, pero empecemos por explicar qué son.

Qué son los alimentos transgénicos

Los alimentos transgénicos son los que, mediante técnicas genéticas, se les incluye en su composición un gen de otra especie.  Gracias a los grandes avances en biotecnología,  se puede transferir un gen de un organismo a otro para que le aporte alguna cualidad especial;  por ejemplo, las plantas transgénicas pueden resistir mejor las sequías o  soportar plagas sin añadir químicos al cultivo.  No obstante, la polémica y las dudas generadas con los alimentos transgénicos, hacen que en Europa no todos los transgénicos estén permitidos.

Polémica de los alimentos transgénicos

Las polémicas sobre los alimentos transgénicos empiezan desde su nacimiento. Greenpeace es su principal detractor y los argumentos más importantes del debate  son:

  • Que son peligrosos para la salud humana porque no se conocen los efectos que puede tener comer alimentos transgénicos, ya que es la primera vez que se consume comida modificada genéticamente, lo que además puede generar nuevas alergias o intolerancias alimentarias.
  • También se consideran un peligro medioambiental, entre otras cosas, porque se consideran un peligro para la biodiversidad, ya que su rápido crecimiento y mejor competencia para aprovechar los recursos, pueden mermar el desarrollo de las plantas originarias de ciertas zonas.
  • En el apartado comercial, se dice que los alimentos transgénicos son un monopolio controlado sólo por la empresa Monsanto, es algo que no es del agrado de muchas personas porque sólo un emporio tiene el control de una cuestión básica para la subsistencia, como es la comida.

Posibles beneficios de los alimentos transgénicos

Los posibles beneficios de los alimentos transgénicos son muy interesantes si finalmente se demuestra con toda certeza que no son perjudiciales para la salud, el medio ambiente y, además, podrían ser una gran solución a muchos problemas:

  • Consumo de alimentos con más vitaminas, minerales y proteínas y menores contenidos de grasas.
  • Alimentos más nutritivos y menos alergógenos con más vitaminas y menos hidratos de carbono, mayor cantidad de omega 6; incluso sin elementos que produzcan intolerancia, como cereales sin gluten, etc.
  • Resistencia a las plagas con la consecuente reducción de pesticidas químicos.
  • Los cultivos transgénicos son más resistentes a la sequía y se adaptan mejor a zonas más áridas donde los cultivos son más complicados, solucionando problemas de abastecimiento en zonas con largos periodos de sequías.
  • Mejora en la productividad debido al apoerte de genes que aceleran el crecimiento. Al aumentar la producción también se necesita explotar menos terreno para el uso agrícola, obteniendo el mismo o mayor resultado.
  • Mayor tiempo de conservación de las hortalizas.

Desventajas de los alimentos transgénicos

Según sus detratores, los productos transgénicos presentan, entre otras, las siguientes desventajas:

  • Sus efectos sobre la salud, que a medio y largo plazo son desconocidos.
  • No se sabe si los alimentos transgénicos pueden producir nuevas alergias en el ser humano.
  • Amenazan la biodiversidad, como explicamos más arriba.
  • Riesgo de hibridación; es decir, que las plantaciones cercanas o las plantas silvestres se inseminen con semillas transgénicas produciendo modificaciones genéticas sin control.

Cada vez salen más estudios que dicen que los alimentos transgénicos son inocuos, así como también aparecen algunos que ponen en duda algunos aspectos de su inocuidad; el más reciente salió hace pocas semanas: La ciencia confirma que los transgénicos son igual de sanos que el resto de alimentos”.

Cómo reconocer los alimentos transgénicos

Los productos transgénicos en España  están regulados, así que se etiquetan indicando que son transgénicos. Sin embargo, el número de productos de estas características que están prohibidos es menor que en el resto de Europa.

La Comisión Europea está en proceso de modificar la legislación de los organismos genéticamente modificados (OGM), permitiendo más libertad a los países que quieran vetar el cultivo de transgénicos. Aunque por otro lado, también aflojarán las exigencias sobre la coexistencia de esta agricultura con las de otros tipos, pero de manera que cada país fije sus límites.

Conclusión 

Los alimentos transgénicos siguen siendo poco populares; quizás es el natural miedo del ser humano a lo nuevo y la existencia de algunas preguntas importantes con respuestas algo inciertas. Incluso la OMS habla en favor de esta agricultura. Pero lo importante es que sea una opción y quien quiera probar con la alimentación transgénica, lo haga y quien opte por otras opciones, pueda encontrarlas, como por ejemplo los productos bio; si quiere saber más de ellos, le recomendamos el artículo “Comida ecológica, beneficios y desventajas”.

Facebooktwittergoogle_pluspinterestrss

Comparte tu opinión